Todas mis entradas se encuentran publicadas también en Ciao! una comunidad de consumidores que me paga a cambio de dar mi opinión sobre los productos que uso. Tu también puedes formar parte de esa comunidad y dar tu opinión para ayudar a otras personas a tomar una decisión de compra. ¡Además nos pagan por ello! No lo dudes y forma tu también parte de la comunidad de Ciao! Te puedes registrar sin ningun tipo de compromiso pinchando en el banner.


jueves, 16 de diciembre de 2010

Turrón clásico de Suchard

Turrón de chocolate tiene que ser Suchard. En toda casa dónde haya amantes del chocolate, dudo que en navidad falte este turrón. En casa, no nos atrae demasiado el dulce, pero el chocolate es otra historia.

Suchard es una marca suiza de calidad y confianza. Aunque el turrón sea un poco más caro, compensa. Pues hay que tener en cuenta que este turrón contiene 300 g por lo que es más grueso que otros turrones de marca blanca que lo intentan imitar. Aunque algunos, sean buenos, ninguno consigue el sabor y la textura del turrón de chocolate de Suchard.

No solo ese sabor tan rico a chocolate lo hace especial, sino también la manera en como se derrite en la boca, la textura que tiene, los granos de arroz inflados que lo hacen a la vez crujiente.

Cuando tengo ansias de chocolate no me doy tiempo a saborearlo, sino que lo muerdo con ganas y lo hago añicos entre mis muelas. Otras veces dejo un trocito sobre la lengua y lo dejo derretirse poco a poco. Realmente así es como mejor se aprecia su sabor y se degusta mejor.

Suchard ha sacado otras variantes como por ejemplo con caramelo o frutos secos que no he probado. En casa somos bastante tradicionales y compramos desde años el turrón de chocolate clásico de suchard que es el que más nos gusta. Aunque igual el que lleva frutos secos lo probemos este año.

El año pasado compramos el de la marca Hacendado de Mercadona porque costaba la mitad que el de Suchard para probar. No voy a decir que estaba malo, pero no tiene ni punto de comparación. Al final, prefiero gastar un poco más pero disfrutar de un buen chocolate. Y es que es difícil competir con una marca suiza experta en chocolate desde 1826.

Dentro del envoltorio lleva una bandejita de plástico duro para evitar que se rompa, y así también se conserva mucho mejor ya que no queda pegado al envoltorio. Lo que suelo hacer es dejarlo en la bandeja y cortarlo en dados con un cuchillo para que cada uno se pueda servir. Lo que sobra lo dejo metido en la bandejita y la envuelvo de papel albal para la próxima vez. Si es que sobra. Luego lo meto en la nevera porque aunque estemos en invierno, con la calefacción el chocolate se estropea. Procuro sacarlo una hora antes de comerlo porque sino con el frío se pone muy duro.

Es un caprichito que nos damos una vez al año, por lo que no me duele gastarme un poco más de dinero y disfrutar de un buen chocolate.




0 comentarios. ¡Deja el tuyo! :-):

Publicar un comentario